ÁLAMOS.

ÁLAMOS

JESÚS TERUEL y PEDRO FERNÁNDEZ

Dice Deepak Chopra que todos tenemos un propósito en la vida, un don especial, un talento especial que podemos dar a los demás, y esto es algo que Jesús Teruel y Pedro Fernández tienen muy claro, tanto que no han dudado en ponerse manos a la obra y, a través de Álamos, el proyecto profesional que ambos han creado, plantar semillas de alegría, amor, motivación y optimismo en las personas con las que trabajan. Esto que en principio puede parecer un poco naif, desde mi punto de vista resulta de especial importancia, sobre todo porque formamos parte de una sociedad que se caracteriza, precisamente, por la individualidad, la competitividad, el miedo y la falta de autenticidad, y es evidente que este no es el mejor de los caminos para conectar con un buen propósito de vida, ni la manera de desarrollar ese don especial con el que hacer una buena entrega a los demás.

Soy maestra, trabajo con niños y niñas de entre 3 y 12 años, una etapa crucial de la vida porque están construyendo los cimientos que les sostendrán en su caminar, lo que les convierte en seres altamente sensibles a las influencias de quienes les rodean y, me guste o no, yo soy una de ellas…Vaya responsabilidad tan grande, ¿verdad? Cuando docentes, padres y madres tomamos conciencia de ello podemos darnos cuenta de que sólo hay un camino: desarrollar una buena inteligencia emocional y adquirir las herramientas que nos permitan relacionarnos con nosotros y nosotras mismas de una manera sana y amorosa, pues esta será la mirada que podremos entregarles. Rodearnos de profesionales que nos faciliten este proceso es fundamental, y hacerlo desde el sentido del humor, la creatividad, la pasión y la determinación con la que Jesús y Pedro trabajan es todo un regalo, y es que para plantar semillas como las que plantan ellos hay que tener mucho talento, por ello Álamos tiene un espacio en la sección del “Dejando Huella” del mes de mayo.

Pedro y Jesús, vuestra relación dura ya unos años y, por lo que veo es muy fructífera porque estáis desarrollando un proyecto muy interesante que va cogiendo fuerza. ¿Cómo os conocisteis?

Pues hace unos años ambos sufrimos una profunda crisis existencial que nos llevó a replantearnos nuestra vida y emprender un camino de autoconocimiento, a través del Máster de Desarrollo Personal y Liderazgo que se realiza en el Instituto Aware. Es ahí donde nos conocimos y enseguida conectamos pues teníamos  aficiones comunes, como el deporte y la nutrición que fueron fortalecieron nuestra relación, y es así como decidimos continuar con otras formaciones que nos parecían muy interesantes, como el Coaching Personal o el Teatro Consciente. Poco a poco fue creciendo en nosotros una necesidad de entrega a los demás que nos llevó a la realización de varios proyectos solidarios, tanto con ancianos como con jóvenes en peligro de exclusión, que acabó germinando en nuestro proyecto, Álamos.

Parece que las crisis existenciales son una buena oportunidad de crecimiento…

Sí, así es. Una crisis para nosotros es igual a cambio, transformación. Y hoy en día hay mucho miedo al cambio. Lo que sucede es que cuando el malestar y el sufrimiento cogen mucho poder, nos damos cuenta que la única alternativa es cambiar y uno empieza a abrirse a lo desconocido hasta que se da cuenta que el miedo al cambio desaparece, es más, comienzas a amar el cambio y te das cuenta de que todo es impermanente, todo está en constante cambio a cada momento. Esto es lo que nos pasó a nosotros, y tuvimos la gran suerte de poder compartir todas esas partes que no nos gustan de nosotros mismos: nuestros miedos, bloqueos, inseguridades…nuestras partes más oscuras. Así fuimos poco a poco poniendo consciencia y luz en estas zonas oscuras, cultivando nuestro interior con otro tipo de semillas mucho más sanas, amables y amorosas.

Y desde ahí nació todo. Sentimos que estamos escuchando y atendiendo a nuestra voz interior y que la ponemos en acción honrando a la palabra Vocación. Álamos es una filosofía de vida que trata de plantar semillas de Alegría, Amor, Motivación y Optimismo en el interior de las personas para que florezcan como les corresponde y esto nos genera mucha satisfacción. Sencillamente aquellas herramientas, técnicas, actitudes…etc que nos ayudaron a salir del pozo, y que hoy en día seguimos practicando con rigurosidad, son las que compartimos con las personas que nos vamos encontrando en nuestro camino.

Me parece maravillosa vuestra filosofía, sobre todo en una sociedad tan violenta, individualista y competitiva como la nuestra, en la que parece que las personas vivimos desconectadas de estas semillas  con las que vosotros os habéis propuesto llegar a diferentes ámbitos. ¿Hacia dónde se orienta Álamos?

Pues mira, Montse, Álamos está dirigido tanto a personas como a colectivos que deseen alcanzar su excelencia, bien a nivel personal o profesional y, aunque suene un poco a tópico, convertirse en su mejor versión, es decir, dar lo mejor de sí mismas y, para ello es necesario conocerse en profundidad y realizar cambios personales o profesionales que permitan vivir en plenitud.

Trabajamos acompañando a personas en estos procesos de transformación, personas que, al igual que nosotros, buscan confrontar sus miedos, dejar a un lado el sufrimiento conociendo cómo funciona la mente, alcanzar sus sueños y mejorar la relación consigo mismas y con su entorno.

Jesús, tú estudiaste Educación y Pedro Administración y Dirección de Empresas, ¿en qué modo ha influido vuestras formaciones iniciales en el desarrollo de Álamos?

Nosotros nos centramos principalmente en Educación, nos parece importantísimo este ámbito porque nos dimos cuenta de que, aunque pasamos cerca de 18 años atravesando diferentes etapas educativas como infantil, primaria, secundaria, bachiller, módulo, carrera universitaria, nunca nos habían hablado de cómo funciona nuestra mente, de cómo podemos aprender a gestionar nuestros pensamientos. Esto supone un gran problema para esta sociedad, pues los seres humanos tenemos cerca de 60.000 pensamientos al día, nuestra mente va como loca de un sitio para otro y el resultado final es muy poco satisfactorio pues una gran parte de la sociedad se encuentra presa del estrés, depresión, relaciones tóxicas, suicidios y un largo etc.

Por ello, para nosotros lo más importante y fundamental es hacer un cambio de paradigma, un cambio de perspectiva. Y qué mejor que empezar con aquello que mueve el mundo: la Educación. Dejar de buscar afuera lo que nunca encontraremos, y empezar a buscar dentro de nosotros mismos. Este motivo fue más que suficiente para ponernos en marcha, focalizarnos y poner toda nuestra energía en ello.

Cuánta razón tenéis y qué necesario es que los adultos que rodeamos a los niños y niñas podamos hacer este cambio de mirada…

Acompañamos a profesores, maestros, madres y padres facilitándoles herramientas que les permitan conocerse mejor a sí mismos, gestionar sus emociones y conflictos internos para poder desde ahí relacionarse mejor con sus alumnos e hijos pues, la relación que mantenemos con nosotros es la relación que mantenemos con los demás, con nuestros hijos/alumnos. Por eso, para nosotros es tan importante cultivar una relación más sana, amorosa y positiva primero con nosotros mismos y que esto sea el reflejo para los niños.

¿Y os enfocáis también en otros ámbitos?

Sí, también trabajamos con las Empresas, acompañar a las empresas en su camino de Desarrollo Personal, Liderazgo y Autoconocimiento. Nuestro objetivo es humanizar la empresa porque vemos empresas que están enfocadas únicamente en los resultados y esto provoca trabajadores quemados, sin energía, sin pasión por lo que hacen. Nosotros estamos seguros de que no puede haber desarrollo organizacional sin Crecimiento Personal. Las personas son las que mueven las empresas, por ello es tan importante que realicen procesos de introspección que les permitan conocerse a sí mismas y establecer vínculos personales que vayan mucho más allá de lo profesional. Esto nutre, fortalece y cohesiona a los equipos. Los hace más humanos, que es lo que somos, es nuestra propia naturaleza.

En la medida en la que aprendamos a gestionar mejor nuestras emociones seremos personas más felices y esto es garantía de éxito.  

Además, trabajamos y colaboramos con otros colectivos: asociaciones, centros penitenciarios, clubs deportivos, fallas…etc.

¿Y cómo os nutrís de vuestro proyecto?

Bueno, lo cierto es que nos nutrimos de varias formas. Álamos nos permite combinar nuestra profesión con una de nuestras mayores pasiones: el Autoconocimiento y el Desarrollo Personal. Para nosotros, cada encuentro, acto, taller, conferencia… es una oportunidad para aprender y poder seguir mirándonos al espejo. A veces, nos planteamos si son los participantes los que más aprenden o somos nosotros mismos. Cuando uno está abierto al aprendizaje cualquier ocasión es buena para trabajarse. Solemos decir que también  aprendemos del otro y con el otro.

¿Qué es, desde vuestro punto de vista, aquello que aportáis a vuestro mundo?

Tratamos de ser nosotros mismos, y desde la autenticidad y nuestra propia experiencia aportar aquello que a nosotros nos está trayendo cambios significativos y en positivo a nuestras vidas. Como te hemos comentado, nuestra intención es plantar estas semillas de Alegría, Amor, Motivación y Optimismo allá donde vamos. Nos resulta muy gratificante cuando vemos que estas semillas están germinando en algunas personas.

La verdad es que para nosotros no está pagado ver cómo algunas personas descubren su mundo interior y de repente se sienten más sueltas y cómodas con ellas mismas,  contactan con su infancia y esto les permite resolver algunos bloqueos que estaban escondidos, se dan cuenta de lo que es el verdadero afecto y aprenden a poner más humor y amor en sus vidas, descubren sus valores y algunos de sus talentos y dones ocultos,  salen de su zona de comodidad y pueden resolver algunos miedos e inseguridades…

Al final lo que hacemos es poner las condiciones necesarias para que cada uno se dé cuenta de aquello que necesita para aprender a ser feliz y a amar por sí mismo.

Dicen que la pasión es la fuerza que mueve el mundo, y nuestro mundo necesita de proyectos como el  vuestro, que nos impulsa hacia el cambio, que nos permite ofrecer lo más bonito que llevamos dentro, nuestro don, nuestro talento especial. Muchísimas gracias por compartir el vuestro y dejarnos huella….

 

4 pensamientos en “ÁLAMOS.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *